Consumer
Productos

AquaTrio Pro

Aspira, limpia y seca en una sola pasada para ofrecer unos resultados visibles y una limpieza completa de los suelos duros.

 

1. Aspiración ciclónica

En primer lugar, la función de aspiración ciclónica de AquaTrio aspira de forma eficaz el polvo y la suciedad suelta como un aspirador normal.
 

2. Limpieza en húmedo

En segundo lugar, AquaTrio Pro realiza una limpieza húmeda de calidad gracias al primer cepillo de giro rápido, que elimina las manchas y las salpicaduras de los suelos duros de forma rápida y eficaz.
 

3. Secado

En tercer lugar, AquaTrio Pro seca el agua que queda en el suelo con el segundo cepillo de giro rápido, por lo que reduce el tiempo de secado hasta en un 50 % en comparación con las fregonas.

¿Por qué AquaTrio Pro es mejor que aspirar y limpiar con agua o con vapor?

 
  • Los depósitos independientes de agua sucia y limpia te garantizan siempre una limpieza con agua limpia que evita que la suciedad se extienda, como sucede con la fregona.
 
  • Limpia más de 60 m2 con un solo tanque se agua de menos de 700 ml, lo que permite ahorrar hasta un 70 % de agua en comparación con la limpieza normal con fregona.
  • El suelo se seca hasta un 50 % más rápido en comparación con la limpieza normal con fregona.

 

  • Ahorras un 50 % de esfuerzo y hasta un 50 % de tiempo en comparación con la limpieza con aspiradores normales y fregona.

 

  • Ahorra hasta un 50 % de energía en comparación con la limpieza con un aspirador de 2200 W.
 
  • Puedes empezar a utilizarlo de forma inmediata, ya que no es necesario esperar a que se caliente, como sucede con otros muchos aparatos de limpieza.

How-to
Philips AquaTrio Pro

Opiniones de otros usuarios sobre AquaTrio Pro

El nuevo AquaTrio Pro. ¿Hasta qué punto está limpio tu suelo?

Sello de Calidad como producto antialérgico concedido por ECARF. El sistema de filtrado de agua de AquaTrio Pro ha sido certificado como un sistema anti-alergico por el Centro Europeo para la Fundación de Investigación de la Alergia (ECARF). Los alérgenos son absorbidos en agua por lo que no se pueden transmitir de nuevo a través del aire.