En este momento, los dispositivos afectados están en espera de fabricación y de envío mientras la empresa se prepara para implementar el programa de reparación/sustitución de los dispositivos afectados, con el objetivo de instalar un nuevo material de espuma de reducción de ruido que no se vea afectado por los problemas notificados.