Según el Informe Future Health Index España (FHI – España) realizado por Philips en colaboración con el MIT Technology Review y con la participación de 25 expertos de la sanidad española:

Mayor foco en prevención, tecnologías conectadas e integración, claves para el futuro de la sanidad española

 
  • España es el país  con el mayor nivel de confianza y satisfacción hacia su sistema de salud de entre los 19 países del estudio global
  • Según profesionales y ciudadanos, la sanidad española debe incrementar su enfoque hacia la prevención y ayudar a los profesionales y a la sociedad a tener un papel más activo en la gestión de la salud.
  • Las tecnologías conectadas se observan como una gran oportunidad en todo el continuum de salud, especialmente en la atención domiciliaria y a la dependencia
  • Los ciudadanos y, más aún, los profesionales sanitarios, perciben el sistema sanitario  poco integrado y destacan la descentralización de nuestro sistema como una barrera importante.
  • Future Health Index 2017 es un estudio global realizado entre 33.000 individuos de 19 países de los cinco continentes, que analiza el nivel de preparación de sistemas sanitarios para dar respuesta a los retos del futuro

22 de junio de 2017

FHI

Madrid, España-. Philips, empresa líder en tecnologías de salud, en colaboración con MIT Technology Review, ha hecho públicos los resultados del estudio Future Health Index - España, El estudio global Future Health Index 2017, realizado por Philips,analiza el nivel de preparación de los sistemas sanitarios ante los retos de la salud del futuro. El estudio analiza los datos obtenidos a partir de encuestas a población general y profesionales sanitarios, de 19 países, que representan más del 36% de la población mundial.

 

Mayor foco en prevención

 

La gran mayoría de los encuestados en España considera que los profesionales sanitarios deberían dedicar la mayor parte de su tiempo a los cuidados preventivos frente a la “atención a enfermos”. En este sentido, el 59% de los profesionales sanitarios cree que las medidas preventivas deberían ser su prioridad, junto con el empoderamiento de los pacientes para gestionar su salud de manera más proactiva. Asimismo, el 51% de la población general reconoce la necesidad de que se ponga mayor foco en la prevención, frente al 45% que priorizó la atención hospitalaria. 

 

Una mayor atención a la prevención podría habilitar a los pacientes a gestionar proactivamente su salud, lo que a medio y largo plago plazo reduciría la carga para el sistema sanitario español. “Se ahorraría mucho tiempo al paciente y el sistema sanitario sería mucho más eficiente. Cuanto antes se aborda los problemas del paciente, más barato sale”, afirma Joan Bigorra, Director de Innovación y estrategia del Hospital Clinic de Barcelona, Barcelona Institute for Global Health (ISGlobal), uno de los expertos que han participado en el informe español y que intervino en la presentación del informe en Madrid.

 

Tecnologías Conectadas clave en la salud poblacional y en la eficiencia del sistema sanitario

 

En las encuestas tanto los profesionales sanitarios (78%) como la población general (74%) se muestran de acuerdo que en que las tecnologías de cuidados conectados son importantes para mejorar la prevención de problemas de salud. El uso de tecnología conectada se percibe como escaso y/o limitado por parte de la población general, pero existe una gran oportunidad para invertir la balanza en favor de la adopción de este tipo de tecnología si los profesionales sanitarios recomiendan su utilización. Este tipo de medidas podrían ayudar a reducir la sobrecarga de los sistemas sanitarios.

 

Cerca del 25% de la población general y más de la mitad de los profesionales sanitarios (56%) afirman conocer tecnologías conectadas, sin embargo, cuando se les pregunta si saben cómo usarlas los porcentajes bajan considerablemente. El uso más extendido de las tecnologías se encuentra entre los pacientes con enfermedades crónicas que precisan de cuidados en el hogar, según el 42% de la población general y el 35% de los profesionales sanitarios.   Sin embargo, los profesionales sanitarios pueden tener un rol muy importante como impulsores de la adopción de tecnología que facilite el seguimiento remoto de indicadores de salud, uso de sistemas de monitorización remota en el hogar, u otras. El 53% de la población general demuestra mayor predisposión para utilizar tecnologías conectadas si vienen recomendadas por su médico. Asimismo, uno de cada tres clínicos (33%) considera que los el uso de wearables para controlar indicadores de salud tendría un impacto positivo en la población de su país.

 

El conocimiento de los profesionales sanitarios acerca de las  tecnologías conectadas es elevado, lo que sugiere que existe una oportunidad de compartir conocimientos entre los diferentes grupos de interés.

 

En cuanto a niveles de receptividad para las tecnologías conectadas, los pacientes cardíacos destacan por el alto nivel de aceptación y conocimiento de este tipo de soluciones. En línea con los pacientes cardíacos, los pacientes respiratorios y oncológicos (41%) también demuestran un nivel de preferencia más alto por recibir atención sanitaria desde casa y a través de una empresa de tecnologías de salud.

 

A nivel económico,  la mayoría de los profesionales sanitarios (39%) considera que el impacto financiero de las tecnologías de cuidados conectados sería positivo y por lo tanto reduciría los costes de los cuidados sanitarios a largo plazo.

 

Hacia un sistema más integrado

 

La descentralización se percibe como un obstáculo al acceso y a la integración del sistema sanitario. Entre los profesionales sanitarios el 50% se muestra de acuerdo en que el sistema español está poco o nada integrado. Según el 60% los profesionales sanitarios la descentralización actual del sistema tiene un impacto negativo en la salud, y los restantes 39% lo consideran extremamente negativo. El 92% de  profesionales y el 62% de la población general encuestada, al igual que los expertos entrevistados son unánimes en el beneficio que la integración del sistema aportaría, pero siguen expresando la existencia de muchas barreras, siendo la descentralización la principal fuente de ellas, según los encuestados.

 

En las entrevistas cualitativas, se mencionan ejemplos de microintegración entre distintos hospitales en zonas urbanas y centros de salud comunitarios, pero queda mucho por hacer. Los cuidados a domicilio, la compartición de datos entre comunidades autónomas, o la integración del sector público y privado son grandes oportunidades para el sistema español.

 

Conclusiones de los expertos – Un sistema en la encrucijada

 

La percepción general de los expertos del sector que han sido entrevistados para formar parte de este informe es que tenemos un buen sistema sanitario que ofrece una cobertura universal, acompañada de profesionales excepcionales que se esfuerzan por alcanzar los mejores resultados de salud. A pesar de ello, el sistema “peligra” y corre el riesgo de colapsarse si no aplicamos inmediatamente medidas que nos permitan estar preparados para dar respuestas a los retos globales que se aproximan, como el envejecimiento poblacional, la escalada de las enfermedades cardiovasculares o la cronicidad. En este sentido, la prevención, las tecnologías conectadas y la integración del sistema sanitario se configuran como claves para la sostenibilidad del sistema.

 

Future Health Index Global

 

El Informe Future Health Index analiza la situación de los sistemas de salud de 19 países de todo el mundo, a través de la visión y la percepción de 33.000 profesionales sanitarios y la población general sobre la sanidad conectada y el uso de la tecnología en el ámbito de la salud desde el punto de vista del acceso a la asistencia sanitaria, la integración en el sistema sanitario y la implantación de tecnologías de salud conectada, para dar respuesta a los retos sanitarios del futuro: El envejecimiento de la población, la prevalencia de enfermedades crónicas y las consecuencias de un estilo de vida poco saludable.

 

Entra en la web de Future Health España y descárgate el informe completo.

 

Sigue la conversación en twitter en @PhilipsSpain con el #FHIEspaña

Para más información:

 

Ángeles Barrios

Philips Ibérica

Directora de Comunicación

Tel: 915669040

angeles.barrios@philips.com

 

Catia Fernandes

Philips Ibérica
Dpto. de Comunicación
Tel: 91 5669186
catia.fernandes@philips.com

Sobre Royal Philips

Royal Philips (NYSE: PHG, AEX: PHI) es una empresa líder en tecnologías de la salud, centrada en mejorar la vida de las personas y facilitar la obtención de mejores resultados en el continuum de salud, desde los hábitos saludables y la prevención, hasta el diagnóstico, tratamiento y cuidado en el hogar. Philips hace uso de su avanzada tecnología y de sus profundos conocimientos clínicos y del consumidor para ofrecer soluciones integradas. La compañía es líder en imagen diagnóstica, terapia guiada por imagen, monitorización e informática de la salud, así como en salud del consumidor y cuidado en el hogar. Con sede en Holanda, Philips ha registrado unas ventas de 17.400 millones de euros en 2016 y emplea a aproximadamente 71.000 empleados, con operaciones comerciales y servicios en más de 100 países. Todas las noticias sobre Philips se encuentran en www.philips.es/prensa.