philips care onrchestrator physician

feb 21, 2022

Telemonitorización, la herramienta que mejora la atención a los pacientes

Tiempo de lectura: 1-3 minutos

La telemonitorización hace referencia a la práctica de la medicina mediante sistemas remotos utilizando tecnología de información y comunicación, el objetivo de la implementación de la misma es mejorar la atención a nuestros pacientes. En el momento actual nos permite actuar en distintos procesos del acto clínico, desde el diagnóstico, como el seguimiento del paciente y gestión de datos.  No debemos olvidar que la pandemia de COVID-19 ha puesto de manifiesto la necesidad de utilizar la telemonitorización y ha potenciado el teletrabajo en distintos ámbitos de la práctica clínica. Desde hace años venía incorporando en mi práctica clínica habitual la descarga de la información de los equipos de terapia respiratoria tanto en presión positiva en vía aérea superior (CPAP) como en ventilación mecánica no invasiva, pero en los últimos meses he aumentado notablemente el uso de todos los aspectos que aporta la telemonitorización.


Respecto a los trastornos respiratorios del sueño y el tratamiento con CPAP mi uso principal es para el seguimiento de los pacientes, aunque tenemos la posibilidad y la solución para diagnóstico telemático, que elimina la necesidad de descarga de los datos de la prueba en el ordenador donde luego se interpreta el estudio o en un soporte de memoria, la interface para la lectura manual de eventos no es muy amable por lo que no hemos terminado de incorporarlo a la práctica habitual. La telemonitorización nos ha permitido evaluar la efectividad del tratamiento tanto para localizar problemas de fugas para realizar ajuste de interface y/o cambio como para corrección de IAH. Respecto a esto último además la posibilidad de realizar la titulación en remoto y realizar ajustes de PAP ha disminuido el número de pruebas de titulación automática permitiendo optimizar recursos y así utilizar esos esfuerzos en diagnóstico. Estas herramientas permiten agrupar a los pacientes en los distintos problemas, por lo que también estamos ahorrando en visitas clínicas o actuaciones en aquellos pacientes que no tienen ninguna incidencia pudiendo utilizar más recursos en aquellos no adherentes o con problemas de tratamiento.


Hemos incorporado esta herramienta en pacientes no adherentes consiguiendo mayor implicación por parte del paciente en todo lo referente a su enfermedad, ese seguimiento estrecho y el saber que la respuesta a sus problemas es tan rápida ayuda a que sean más conscientes, consiguiendo aumentar el cumplimiento en plazos menores a los de la consulta. Esa mayor implicación también se ha puesto de manifiesto en pacientes con un perfil de menor edad y con habilidades tecnológicas en los que, cuando el modelo de equipo lo permitía, he indicado la descarga de aplicaciones para smartphone, siendo ellos mismos los que en la consulta hablaban de control, corregían fugas, etc…


En la actualidad la herramienta de telemonitorización se ha incorporado también en el manejo de en los pacientes con ventilación mecánica no invasiva domiciliaria. El perfil de los pacientes con dicho tratamiento es muy variado, desde trastornos respiratorios del sueño con necesidad de presiones elevadas hasta enfermos neuromusculares. La incorporación de las nuevas herramientas ha permitido que podamos evaluar además de horas de uso, el patrón del mismo (sí las horas son consecutivas, fragmentaciones, etc…) aportándonos más información de cara a sintomatología referida por el paciente. 


Además, el poder valorar de forma detalladas las curvas de la ventilación somos capaces de valorar la interacción de paciente-ventilador, con lo que algunos ajustes más difíciles de valorar sin la información completa (ciclado, esfuerzo…)  podemos detectarlo de forma más precisa y ver el feedback para poder agilizar problemas en pacientes con un tratamiento muy específico y en síntomas limitantes para su actividad. 


El uso de pulsioxímetros incorporados a los equipos ha facilitado la interpretación de la ventilación del paciente, pudiendo valorar si las caídas de saturación son secundarias a asincronías y/o causas fácilmente modificables, ya que el control por pulsioximetría es un imprescindible en el control de los pacientes con VMNI. 


En los pacientes más frágiles, principalmente neuromusculares, se han hecho videollamadas con monitorización remota del equipo de ventilación mecánica no invasiva, por lo que hemos ahorrado desplazamientos a pacientes dependientes de ventilación y con dificultad en la movilidad. 

 

Recursos 

1. Posicionamiento de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica en el uso de la telemedicina en los trastornos respiratorios del sueño y la ventilación mecánica. Josep M. Montserrat et al.  Archivos de Bronconeumología. Volumen 57(4), April 2021, 281-290

 

2. Effect of telemedicine education and telemonitoring on continuous positive airway pressure adherence. The Tele-OSA randomized trial. D. Hwang, J.W. Chang, A.V. Benjafield, M.E. Crocker, C. Kelly, K.A. Becker, et al. Am J Respir Crit Care Med., 197 (2018), pp. 117-1S. Blouet, J. Sutter, E. Fresnel, A. Kerfourn, A. Cuvelier, M. Patout

 

3. Prediction of severe acute exacerbation using changes in breathing pattern of COPD patients on home noninvasive ventilation. Int J Chron Obstruct Pulmon Dis., 13 (2018), pp. 2577-2586

Share on social media

Topics

Authors

Olga meca

Dra. Olga Meca Birlanga

Facultativo Especialista
Neumología en Hospital Santa Lucía-Cartagena (Murcia)

You are about to visit a Philips global content page

Continue

You are about to visit the Philips USA website.

Entendido

You are about to visit a Philips global content page

Continue

You are about to visit the Philips USA website.

Entendido

Nuestro sitio se puede visualizar mejor con la última versión de Microsoft Edge, Google Chrome o Firefox.