Impulsar la eficiencia energética para hacer frente al cambio climático

sep 12, 2022 - Tiempo de lectura 5-7 minutos

“Houston, tenemos un problema”. Estas famosas palabras, pronunciadas por Jim Lovell, comandante de la misión Apolo 13 de la NASA a la Luna, podrían ser consideradas como uno de los mayores eufemismos de la historia. También son un ejemplo de la capacidad de la humanidad para mantener la cabeza fría ante la adversidad, seguir pensando y resolver el problema, cualidades que necesitaremos cuando intentemos innovar para superar los retos globales a los que nos enfrentamos hoy en día.

Header Driving Energy Efficiency

El Apolo 13 fue lanzado desde el Centro Espacial Kennedy el 11 de abril de 1970. Sin embargo, el aterrizaje lunar se abortó a los dos días de la misión, después de que una explosión a bordo expulsara los tanques de oxígeno al espacio. De vuelta a la Tierra, los controladores de la misión entraron en acción, improvisando nuevos procedimientos para traer a la tripulación a casa con vida. Esto incluyó innovar sobre la marcha para garantizar el suministro de energía necesario para alimentar el módulo “bote salvavidas” para el viaje de vuelta a casa.


Avancemos más de 50 años: de viajeros planetarios que necesitan urgentemente soluciones para salvar vidas a un planeta que necesita urgentemente soluciones para salvar vidas. Hoy, el cambio climático amenaza la vida y la supervivencia de cientos de millones de personas en todo el mundo. Y tenemos que actuar rápidamente.

Innovar para salvar vidas

 

La salud humana y la salud medioambiental no pueden considerarse por separado [1]. Para llevar una vida saludable, las personas necesitan un planeta sano. Como empresa de tecnología sanitaria consciente de nuestra responsabilidad con la sociedad, nos asociamos con nuestros clientes y proveedores para innovar soluciones que mejoren la salud y el bienestar de las personas, minimizando al mismo tiempo el impacto medioambiental. Eso significa intensificar nuestra acción para mitigar el cambio climático.


Al igual que con el Apolo 13, consideramos que el uso sostenible de la energía -junto con el uso sostenible de los materiales- es una parte vital de la solución. A nivel mundial, existe un gran potencial de descarbonización en la transición a las energías renovables, así como en la mejora de la eficiencia energética durante la vida útil de los dispositivos y sistemas que utilizamos, en nuestro caso, los utilizados en la asistencia sanitaria [2]. 

First Pan European consortium for future wind farm

Energía renovable


En el caso de instalaciones a gran escala que consumen mucha energía, como los hospitales, el cambio a la energía renovable puede tener un gran impacto. La colaboración con otras compañías puede ayudar a conseguir la escala necesaria. Philips, por ejemplo, ha asegurado su suministro de electricidad renovable en Europa mediante acuerdos de compra de energía a través de un consorcio. Esto ha sido un factor clave para que Philips sea carbono neutral en sus operaciones desde finales de 2020.

Eficiencia energética de dispositivos y sistemas


Cada año, en Philips publicamos una cuenta de pérdidas y ganancias medioambientales (EP&L), que expresa el impacto medioambiental total de nuestras actividades y productos -desde el diseño del producto hasta su eliminación final por el usuario- en términos de coste monetario. Esto proporciona una valiosa visión de las principales áreas en las que debemos innovar para reducir nuestro impacto medioambiental.

Environmental impact

Si observamos nuestro EP&L de 2021, vemos que el consumo de energía durante la fase de uso de nuestros productos por parte del cliente representa alrededor del 80% de nuestro impacto medioambiental total. Por eso trabajamos continuamente -a través de nuestro programa EcoDesign- para reducir el consumo de energía de todos nuestros productos.


Introducido en Philips en 1994, el programa EcoDesign es un enfoque que tiene en cuenta, de forma holística, todos los aspectos del desarrollo y el diseño de los productos. Aplicando el análisis del ciclo de vida como columna vertebral de nuestro proceso de ecodiseño, somos capaces de identificar y realizar mejoras significativas en cuatro "áreas focales verdes": energía, sustancias, envases y circularidad.

Philips Azurion with Neuro Suite

Al mejorar la eficiencia energética de un producto, podemos reducir su consumo de energía y su huella de carbono. Nuestra plataforma de terapia guiada por imágenes Azurion, por ejemplo, reduce el consumo de energía en más de un 10% a lo largo de la vida útil del sistema en comparación con su predecesor [3].


Y en el ámbito del diagnóstico por imagen, nuestro escáner Ingenia 3T MR incorpora la tecnología PowerSave, que adapta el consumo de energía del gradiente al estado del sistema para reducir el consumo de energía, cambiando a modos de menor potencia cuando el sistema no se utiliza para la exploración.


De la misma forma, innovaciones como nuestro motor de aceleración de RM Compressed Sense y el software de reconstrucción basado en IA SmartSpeed dan lugar a tiempos de exploración más cortos con un impacto limitado en el consumo de energía. Esto significa que, con aproximadamente la misma cantidad de energía, el hospital puede atender a más pacientes, incrementando así su productividad.

Phillips Smartspeed MR software

Colaboración entre industrias


Philips apoya activamente una iniciativa voluntaria de la industria con la asociación comercial europea COCIR para mejorar la eficiencia energética y la eficiencia de los materiales de los equipos de imagen médica [4]. COCIR ha desarrollado metodologías para medir el consumo energético de los dispositivos médicos. Como parte de los Criterios Públicos Verdes de la UE para dispositivos médicos, estas metodologías están diseñadas para proporcionar a los compradores toda la información que necesitan para calcular los costes de funcionamiento y elegir el mejor equipo para sus necesidades.

La nube y el software como impulsores de la eficiencia energética


La tendencia a la digitalización también puede ayudar a mejorar la eficiencia energética. Por ejemplo, los estudios han demostrado que se consume un 84% menos de energía cuando los clientes utilizan grandes centros de datos centralizados basados en la nube en lugar de infraestructuras locales [5]. Un uso más inteligente y eficiente del software puede suponer un ahorro potencial de energía de entre el 30% y el 90% [6]. Y las empresas pueden reducir el consumo de energía de las aplicaciones hasta 50 veces simplemente seleccionando el lenguaje de programación adecuado para la tarea.

Ayudar a nuestra cadena de suministro a mejorar la eficiencia energética


Además de mantener la neutralidad de carbono en nuestras propias operaciones e impulsar la innovación de productos y modelos de negocio, la reducción de la huella de carbono de nuestra cadena de suministro es clave para Philips, ya que nos esforzamos por reducir las emisiones en toda nuestra cadena de valor, de acuerdo con un escenario de calentamiento global de 1,5 °C.

Improved Working Condition

Como parte de nuestro programa de Cadena de Suministro Verde, llevamos a cabo evaluaciones in situ en las que identificamos oportunidades de eficiencia energética que permiten a nuestros proveedores realizar reducciones de carbono rentables. Por ejemplo, sus instalaciones pueden tener sistemas de iluminación anticuados, o el aislamiento puede ser inadecuado. Nuestro equipo calcula para el proveedor cuál sería el impacto de los costes y también el rendimiento. Los proveedores han respondido positivamente a estas revisiones, aplicando con frecuencia las recomendaciones de la evaluación.

El fracaso no es una opción

 

La misión Apolo 13 tuvo un final feliz. Demostrando conocimientos técnicos, ingenio y perseverancia, la tripulación y los controladores de la misión consiguieron improvisar soluciones para el suministro de energía y otros problemas críticos. Después de casi 6 días en el espacio, la nave aterrizó sana y salva en el Océano Pacífico Sur.


Si la humanidad muestra la misma unidad de propósito, creatividad y determinación a la hora de abordar los problemas a los que se enfrenta nuestro planeta hoy en día, nosotros también podemos superar la adversidad. Empresas como Philips, con su poder de innovación y su capacidad para ampliar las soluciones, tienen un papel vital que desempeñar en este empeño. Pero ninguna parte puede cambiar la situación por sí sola. Hace falta que todos trabajemos juntos.


Es mucho lo que podemos hacer -las empresas privadas, los gobiernos, las organizaciones públicas, pero también los ciudadanos- para impulsar la transición a una economía baja en carbono. Operar con neutralidad de carbono, cambiar a modelos de negocio “como servicio” y adoptar prácticas circulares, son sólo algunas propuestas. Pero, al igual que la tripulación del Apolo 13, no tenemos tiempo que perder.

You are about to visit a Philips global content page

You are about to visit the Philips USA website.

Nuestro sitio se puede visualizar mejor con la última versión de Microsoft Edge, Google Chrome o Firefox.