Centro de noticias | España

Why we do visioning
jul 21, 2021

Por qué el diseño circular es esencial para mejorar la asistencia sanitaria

By Robert Metzke and Sean Carney

Tiempo estimado de lectura: 6 – 8 minutos

La campaña presidencial estadounidense de 1992 es famosa, entre otras cosas, por la acuñación de la frase "¡Es la economía, estúpida!". Unos 30 años después, una popular caricatura de René Cattin mostraba a Greta Thunberg escribiendo sobre la palabra "economía" y sustituyéndola por "planeta". Curiosamente, otro de los mensajes clave de la campaña presidencial de 1992 fue: "No olvidemos la sanidad"...

 

La combinación de una población creciente y envejecida y la creciente incidencia de las enfermedades crónicas ha creado una necesidad acuciante de modelos sostenibles de prestación de asistencia. Esto se ve agravado por los excesivos niveles de residuos -físicos y de otro tipo- en los sistemas sanitarios de todo el mundo. Según Practice Greenhealth, los hospitales producen 13 kg de residuos por cama y día, de los cuales entre el 15 y el 25% son residuos peligrosos. Al mismo tiempo, los sistemas sanitarios del mundo representan el 4% de las emisiones mundiales de CO₂, más que la aviación mundial o la industria naval. Y ahora sabemos que la consecución de los objetivos climáticos mundiales depende fundamentalmente de un uso más sostenible de los materiales, es decir, de la circularidad.

 

No es de extrañar, pues, que cada vez más proveedores de servicios sanitarios estén interesados en saber cómo podemos ayudarles a tomar decisiones responsables que respondan a sus ambiciones de sostenibilidad, así como a sus objetivos clínicos y operativos.

 

Como empresa de tecnología sanitaria, Philips se compromete a hacer un mundo más sano y sostenible a través de la innovación, actuando al mismo tiempo de forma responsable con el planeta y la sociedad. Nuestra ambición es ser una empresa circular líder, desvinculando el crecimiento del consumo de recursos en toda la cadena de valor, pasando de los productos a las soluciones, y maximizando el valor para los clientes, los pacientes y el planeta mediante la gestión sensible y proactiva del ciclo de vida de nuestras soluciones. El diseño circular es fundamental en este empeño.

Circular economy visual
¿Cómo aborda Philips esta cuestión?
Junto con nuestros clientes y proveedores, hemos desarrollado un profundo conocimiento de los flujos de materiales en nuestra industria. Sobre la base de estos conocimientos, y a través de nuestro programa de Ecodiseño establecido desde hace tiempo, seguimos optimizando el diseño de nuestros productos y soluciones para aumentar la eficiencia energética y reducir las emisiones y los envases. Pero para que los modelos circulares se conviertan en la corriente principal de la sanidad, hay que hacer más. Para ello, tenemos en cuenta cuatro factores clave:

1. Tomar decisiones sostenibles desde el principio

 

Por término medio, el 80% del impacto medioambiental total de un producto -incluyendo la energía durante su uso y el impacto material- se determina en la fase de diseño. El ecodiseño, y el diseño circular en particular, es un enfoque que tiene en cuenta de forma holística todos los aspectos del desarrollo y el diseño del producto. Esto significa, desde el principio del proceso de creación del producto, diseñar para reducir el peso y el contenido reciclado, así como diseñar para la capacidad de servicio, la capacidad de actualización, la modularidad, el reciclaje, la recuperación de piezas y/o la renovación.

 

Enfoque integral

 

Antes de profundizar, vamos a disipar un error muy común: no existe un "producto circular". Una solución circular es siempre una combinación de un producto y/o servicio adecuadamente diseñado y un modelo de negocio específico.

 

Con los modelos de negocio basados en el uso y los resultados, por ejemplo, estamos pasando de vender el producto o sistema físico a ofrecer su uso "como un servicio". De este modo, los hospitales pueden acceder a la funcionalidad de, por ejemplo, imágenes de alta calidad, análisis e informática, sin necesidad de invertir capital por adelantado. Este tipo de modelos tienen la ventaja añadida de permitir la reutilización y el reciclaje múltiples, contribuyendo así al uso sostenible de los recursos.

 

Del mismo modo, el reacondicionamiento de los sistemas de segunda mano permite a los centros asistenciales ampliar sus recursos dentro de un presupuesto restringido, sin comprometer la calidad.

CE Refurbishment process cosmetics

Del hardware al software y los servicios con un impacto material mínimo

 

En esta era de la digitalización, es esencial empezar el proceso de diseño teniendo en cuenta la posibilidad de la "desmaterialización". En otras palabras, cuando pensamos en cómo satisfacer las necesidades de un cliente, primero nos preguntamos: "¿Podemos ofrecer (al menos parte) del valor que quiere nuestro cliente con una solución digital/de software?". Al fin y al cabo, lo que se hace virtualmente, deja menos huella.

 

La forma de ver películas en casa es un gran ejemplo. Primero comprábamos los DVD, lo que incluía el reproductor de DVD y los discos, productos físicos. Después, el modelo de negocio cambió y empezamos a alquilar los DVD. Esto alargó la vida de los productos, ya que cientos de personas podían acceder al contenido a través del mismo trozo de policarbonato recubierto. El verdadero cambio se produjo cuando el servicio se digitalizó, lo que significó que los contenidos podían descargarse y consumirse en cualquier lugar, sin hardware especializado y sin necesidad de viajar. ¿El resultado? Una mejor experiencia para el consumidor y mucha menos contaminación y uso de materiales.

2. Cambio de sistema y pensamiento de contexto (ecosistema)

 

El diseño está evolucionando más allá del oficio del diseño para abarcar todo el ciclo, de principio a fin. Esto requiere que los diseñadores piensen de forma sistémica. El diseño circular significa ir más allá del diseño de un producto atractivo y ergonómico para el presente, sino ofrecer un producto que se mantenga en uso durante el mayor tiempo posible, que funcione eficazmente en el ecosistema circundante y que pueda recuperarse y reutilizarse al final del ciclo de vida (inicial).

 

Para los diseñadores, esto significa asegurarse de que comprenden todo el contexto de uso, cómo se utilizará el producto, cómo se actualizará, cómo se reparará (después del uso), etc. Asegurarse de que encaja con los nuevos modelos de negocio de prestación de cuidados, como los centros de atención ambulatoria. Y como las necesidades de los clientes y el contexto de uso evolucionan constantemente, hay que asegurarse de que el diseño del producto o servicio tenga la flexibilidad necesaria para adaptarse a los cambios en los requisitos.

DDW roccrocc sketching

Sin embargo, es importante destacar que el pensamiento sistémico no va en detrimento del enfoque en las personas. Nuestro objetivo es ampliar y mejorar nuestro diseño centrado en las personas con la debida consideración del bienestar del planeta, siendo el objetivo final beneficiar a todo el ecosistema.

 

Podemos tener el mayor impacto, también medioambiental, si tenemos en cuenta las necesidades del cliente/paciente. Nos preguntamos continuamente: "¿Cuál es la experiencia óptima (de atención) que querríamos dar a un paciente, con un flujo óptimo a través del sistema, prestando la atención con un equipo mínimo? Y en un entorno que requiera menos capital; al fin y al cabo, cuanto más podamos ofrecer en casa, menos necesitaremos que los pacientes visiten los costosos y pesados entornos hospitalarios. A modo de ejemplo: en Philips, ahora somos capaces de añadir soluciones de monitorización remota a una vía de cuidados cardíacos post-agudos, lo que permite dar de alta a los pacientes mucho antes y reducir significativamente la huella de carbono del hospital.

3. Trabajar en equipo a lo largo de la cadena de valor

 

En Philips, creemos que, desde el principio, el diseño circular debe ser un debate entre todas las partes interesadas de la cadena de valor integral, no solo los diseñadores (de productos), los ingenieros y los comercializadores, sino también los diseñadores de modelos de negocio, las finanzas, la producción, etc.

 

La voz de nuestros clientes del sector sanitario, las administraciones públicas y los socios de la industria es esencial en este debate. Junto con ellos, aprovechamos las metodologías de Design Thinking para crear conjuntamente soluciones adaptadas específicamente a los retos a los que se enfrentan nuestros clientes, ya que las circunstancias y los flujos de trabajo locales son ingredientes clave para el éxito de la aplicación de las soluciones. En estas sesiones de co-creación, los clientes suelen pedirnos orientación: "¿Cómo puedo convertirme en un sistema sanitario sostenible? ¿Cómo pueden ustedes, como socios del sector, ayudarnos a alcanzar nuestros objetivos regionales en materia de carbono? Necesito ser resiliente, ¿cómo puedo volver a ser ecológico?".

 

Para responder a estas preguntas y ayudar a nuestros clientes a tomar decisiones sostenibles, estamos desarrollando evaluaciones de sostenibilidad de 360º. Su objetivo es ayudar a los sistemas sanitarios a optimizar la gestión del flujo de pacientes y reducir así el uso de recursos y los residuos innecesarios, minimizando su huella medioambiental y mejorando los resultados financieros. Las evaluaciones abordan todos los aspectos de la asistencia: clínicos, operativos, tecnológicos y de experiencia del paciente y del personal, tanto para entornos sanitarios existentes/renovados como de nueva construcción.

 

Un ejemplo de colaboración con clientes y proveedores para diseñar un sistema circular o de "ciclo cerrado" es nuestra asociación con el Jackson Health System para un modelo de monitorización empresarial como servicio (EMaaS). A diferencia de los modelos comerciales tradicionales, en los que un hospital compra y posee el sistema de monitorización de la atención al paciente y es responsable de las actualizaciones continuas en toda su red, este modelo mantiene la propiedad con Philips, incluyendo todo el hardware, el software y las soluciones de red actuales y futuras. El cliente paga una cuota por paciente.

EMaaS
Seis meses después de la implantación del nuevo modelo EMaaS, el personal de enfermería le otorgó una calificación de satisfacción del 90%, frente al 8% anterior al nuevo sistema. El hospital también calcula que ahorrará más de 13.000 horas de personal gracias a la mejora del flujo de trabajo y la automatización de las tareas manuales. Además, el nuevo proceso de transporte de pacientes ha reducido el tiempo de conexión de un paciente a un monitor de transporte de 5 minutos a 3,9 segundos.

4. Diseñar la mano de obra (futura) para asegurar un futuro sostenible

 

En nuestra comunidad de diseño de Philips, solemos decir que "la sostenibilidad empieza por nosotros". El diseño es una de las funciones de la empresa con mayor alcance. Externamente, llega desde el hospital hasta el hogar. Internamente, afecta a casi todos los aspectos de la empresa. A medida que el pensamiento circular se convierte en "la nueva normalidad", una plantilla de diseño preparada para el futuro debe ser capaz de pensar -y hablar el mismo idioma- en múltiples disciplinas. Esto significa combinar la perspicacia para el desarrollo empresarial y las capacidades digitales y de marketing con el requisito tradicional de la excelencia en el diseño.

 

Para ampliar nuestro pensamiento circular, colaboramos con instituciones de todo el mundo de la investigación y el mundo académico, y nos aseguramos de que los aprendizajes se incorporen a nuestros procesos de estrategia e innovación. También hemos desarrollado una comunidad activa de diseño circular, que incluye 50 "campeones circulares" que actúan como agentes de cambio. Y de cara al futuro, estimulamos a los jóvenes talentos para que se involucren, a través de iniciativas como el Desafío de diseño de servicios para estudiantes y el Empujón al desafío de impactos global

What is ADV

El camino a seguir

 

La economía circular y el diseño circular permiten a las organizaciones sanitarias beneficiarse y contribuir a modelos empresariales sostenibles que les ayuden a seguir siendo resistentes y a alcanzar el cuádruple objetivo: mejores resultados sanitarios, mejor experiencia de los pacientes y del personal, menor coste de la atención.

 

En Philips queremos asegurarnos de que nuestras decisiones sean las correctas para nuestros clientes, el planeta y la sociedad. Basándonos en nuestra experiencia colectiva e implicando a otros (clientes, compañeros, nuevos talentos, proveedores y otros socios de innovación), nos esforzamos por diseñar soluciones que impulsen el impacto sin agotar más los recursos de la Tierra. El objetivo final es ir más allá del "impacto neutro" e impulsar el pensamiento, el diseño y la innovación regenerativos.

 

El diseño puede y debe abordar los retos sistémicos e institucionales a los que se enfrenta nuestro mundo en rápida evolución. Diseñar productos, servicios y experiencias que mejoren la vida de las personas respetando los límites del planeta. Sólo podemos alcanzar estos objetivos colaborando con otros miembros de nuestro ecosistema: proveedores de atención, profesionales, socios de conocimiento y proveedores. Deseosos de aprender de las mejores prácticas de otros, nos encantaría saber más sobre cómo su organización está adoptando el pensamiento y el diseño circulares.

Share on social media

Topics

Author

Robert Metzke

Robert Metzke

Philips Global Head of Sustainability

Mr. Metzke leads Philips’ activities in Sustainability where he drives the company’s  strategy towards innovative, sustainable business models and embedding sustainable and circular ways of working across Philips.

 

In particular, Robert and his team are leading all activities with regards to Philips' environmental responsibility, with a focus on climate action, circular economy and expanding access to healthcare in underserved communities, as part of Philips overall purpose to improve people's health and well-being. Before joining Philips, Mr. Metzke worked at McKinsey & Company as a consultant where he gained 5 years of experience in strategy and innovation in the high-tech, healthcare and public sectors. Mr. Metzke has a background in journalism, science publishing (Science/ AAAS) and academic research (physics). He is married, has three children and lives in the Netherlands.

Click here to read moreClick here to read less
Follow me on
Sean Carney

Sean Carney

Chief Experience Design Officer & Business Leader Healthcare Transformation Services

Sean Carney leads Experience Design (XD) and Consulting at Philips, ensuring that human-centered innovation practice and design thinking flows through the business and clinical practice. Sean is a frequent speaker on the value of Design Thinking and creative leadership and on driving transformation in Healthcare. With more than 30 years of experience as an international creative thought leader in design and innovation, focused on brand and user insight, he has a proven track record in building, leading and inspiring multi-disciplinary, award winning design teams across the US, Europe and Asia.
 

Before joining Philips, Sean pioneered user-centered approaches to brand design while working with a diverse set of companies around the world. 

 

With over 90 years of design at the company, Philips Experience Design has an incredibly rich history of innovating to improve people’s lives. Today Philips Experience Design is making a bigger and bolder impact than ever before in reimagining and redesigning the future of healthcare globally. His team’s success in positively impacting the lives of users, clinicians and patients around the world, is widely recognized with 141 top design awards won by Philips last year.

Click here to read moreClick here to read less
Follow me on

Nuestro sitio se puede visualizar mejor con la última versión de Microsoft Edge, Google Chrome o Firefox.