Centro de noticias | España

Patient Management Solution
jul 28, 2021

La gente sigue con miedo a acudir al médico. Claves de lo que podemos hacer para que vuelvan.

By Alexandra Gonçalves, MD, MMSc, PhD
Chief Medical Officer, Precision Diagnosis

Tiempo estimado de lectura: 3 – 5 minutos

Si puedo pedir comida desde mi teléfono y programar que un coche me recoja en cualquier lugar, ¿por qué no puede ser más cómoda la asistencia sanitaria?

 

Este es un sentimiento que escucho repetidamente de la gente como razón por la que posponen las citas médicas rutinarias. Es un mensaje que debemos escuchar alto y claro si esperamos volver a involucrar a la gente después de que la pandemia los desconectara de su atención médica.

 

Tenemos que centrarnos de verdad en las necesidades del paciente y en sus expectativas de la experiencia asistencial. El "Dr. Google", las visitas de telesalud, los exámenes de salud en línea y la tecnología portátil han cambiado las expectativas de la gente sobre cómo buscar y recibir atención. Todos hemos visto que es posible que la asistencia sanitaria sea más ágil, y ahora los pacientes (y la gente en general) quieren más. La sanidad debe seguir el ritmo de estos cambios en las expectativas de los usuarios y continuar inventando formas innovadoras de capacitar y educar a los pacientes.

Aplazamiento de la asistencia

 

Las tasas de aplazamiento de los pacientes estaban casi en su punto más bajo antes de la pandemia. En junio de 2020 alcanzaron el 30%, frente al 22% del primer trimestre de 2020.1  ¿Por qué? Casi la mitad citó el miedo al coronavirus como motivo. El problema es especialmente problemático entre los pacientes de 75 años o más, que representaron casi el 68% de todos los retrasos en la atención durante la pandemia. Reclutarlos para que vuelvan a ser atendidos es un reto.

 

Me preocupan mucho las ramificaciones de los pacientes que aplazan la atención. Un informe reciente sobre las pruebas de detección del cáncer en el Centro Oncológico de la Universidad de Cincinnati ofrece una historia de advertencia.2 La pandemia causó una "interrupción considerable" en su programa de detección del cáncer de pulmón, obligando a posponer más de 800 citas para la detección del cáncer de pulmón en marzo de 2020. Cuando el cribado se reanudó por completo el 1 de junio, el porcentaje de personas examinadas que tenían nódulos pulmonares sospechosos de cáncer había aumentado del 8% antes de la pandemia al 29%. Incluso después de que el cribado volviera a tener un calendario normal, el porcentaje de nuevos pacientes que se sometieron a las pruebas siguió siendo bajo y hubo más pacientes que se saltaron los TAC de baja dosis programados.

 

Tendencias similares en el caso de las enfermedades cardiovasculares y la diabetes que son igualmente preocupantes.3 Aunque todavía no comprendemos del todo el impacto de estas tendencias en la salud de la población a largo plazo, me temo que hemos dado un gran paso atrás. La atención preventiva y el cribado activo han sido fundamentales en nuestra lucha contra estas enfermedades. Si no volvemos a involucrar a los pacientes adaptándonos a sus nuevas expectativas, corremos el riesgo de perder los avances que tanto nos han costado conseguir.

Newborn babies

Satisfacer las nuevas expectativas

 

Al mismo tiempo, nuestros sistemas sanitarios están limitados y son ineficaces, y no ofrecen el tipo de experiencias que los pacientes esperan. Basta con pensar en todas las formas en las que un paciente puede sentirse como algo secundario cuando es atendido. Las largas esperas en la consulta del médico se han convertido en la norma. Pasar de una cita a otra en diferentes lugares es una experiencia agotadora. Tener que repetir los exámenes porque las instrucciones de preparación no eran claras es también una carga emocional.

 

Las nuevas innovaciones que ofrecen comodidad, relación entre el paciente y el proveedor y un compromiso significativo, ya sea virtual o en persona, son el camino a seguir.

 

Por ejemplo, hemos desarrollado una aplicación para ayudar a los pacientes a prepararse virtualmente para procedimientos electivos y mejorar la experiencia de la visita al hospital. Esta tecnología crea una sala de espera virtual que permite llegar al hospital de forma segura, de modo que los pacientes no estén sentados en una sala de espera abarrotada hasta que el profesional esté listo para verlos.

 

A veces ni siquiera es necesario desplazarse a un lugar físico. La telemedicina ha sido la cara del cambio hacia una atención virtual cómoda, por ejemplo, al aumentar el acceso de los pacientes a especialistas que pueden estar en lugares lejanos. Sin embargo, sólo estamos arañando la superficie de lo que es posible con la atención virtual. Las soluciones de teleultrasonido, por ejemplo, están permitiendo mejorar el acceso a la colaboración a distancia, el acceso a los especialistas y la formación virtual. Espero que sigamos viendo ejemplos de innovaciones en telesalud que ayuden a los pacientes a recibir la mejor atención posible, independientemente de su ubicación.

Woman receiving UltraSound
Cuando los pacientes tengan que acudir a un centro sanitario, será fundamental que su experiencia se centre en el paciente. Por ello, Philips se centra en tecnologías que ayudan a reducir la ansiedad de los pacientes, como las experiencias ambientales que los calman y las tomografías computarizadas de alta sensibilidad que acortan los exámenes y ofrecen resultados definitivos.

Un enfoque renovado en lo que más importa

 

Queda mucho trabajo por hacer para invertir la tendencia de los pacientes a aplazar la atención y para satisfacer las expectativas de los pacientes sobre cómo debe prestarse la atención. Preocuparse de la comodidad y la empatía es la esencia de las ofertas centradas en el paciente en todo el proceso asistencial, desde la vida sana, la prevención, el diagnóstico, el tratamiento y la atención domiciliaria.

 

Desde mi punto de vista como médico, estoy entusiasmado con este futuro, ya que creo que las soluciones centradas en el paciente pueden devolver la conexión y la compasión a la medicina, permitiendo a los profesionales centrarse en lo que más importa: las necesidades únicas e individuales del paciente.

Learn more about this topic through an on-demand webinar, A Glimpse into the Future of Active Healthcare Consumerism, where Alexandra Goncalves speaks with Adrienne Boissy, Chief Experience Officer at the Cleveland Clinic and Leo Bodden, VP and Chief Digital & Technology Officer NewYork-Presbyterian Hospital about how we can reimagine healthcare for the modern health consumer.
Patient being consulted by doctor

Share on social media

Topics

Author

Alexandra Gonçalves

Alexandra Gonçalves, MD, MMSc, PhD

Chief Medical Officer, Precision Diagnosis, Philips
Alexandra Gonçalves is Chief Medical Officer, Precision Diagnosis for Philips. Dr. Goncalves is a cardiologist with a business acumen and an extensive record of multi-disciplinary collaborations spanning the globe, as educator, author, editor, clinical researcher and though leader.
Follow me on

Related news

Nuestro sitio se puede visualizar mejor con la última versión de Microsoft Edge, Google Chrome o Firefox.