1
0

Carrito de la compra

No hay ningún artículo en el carrito de la compra.

    • Garantía de devolución es de 45 días

    • Envío gratis a partir de 50 €

    • 2 años de garantía en nuestros productos

    Productos

    10 maneras en que el tratamiento para la apnea del sueño puede salvarle la vida

     

    La apnea del sueño es un trastorno mucho más serio de lo que se piensa. No se trata solo de roncar muy fuerte y no dormir lo suficiente. En algunos casos, la apnea del sueño puede poner en riesgo la propia vida. Vamos a explicar los cuadros potencialmente mortales que la apnea del sueño puede provocar. Si cree que podría padecer apnea del sueño, debe visitar a un médico de inmediato para que dé un diagnóstico. El tratamiento de la apnea obstructiva del sueño (AOS) puede salvarle la vida.

     

    La apnea del sueño puede hacer que deje de respirar durante un breve espacio de tiempo mientras está dormido porque los músculos de la garganta se están relajando y bloquean las vías respiratorias. Algunos síntomas que revelan la necesidad de acudir al médico son ronquidos, dolor de cabeza, somnolencia excesiva durante el día y despertarse por la noche con sensación de ahogo o respiración agónica. Si tiene apnea, corre el riesgo de sufrir estas diez dolencias.

     

    1. Hipertensión

    La hipertensión es uno de los principales riesgos de la apnea del sueño y puede provocar enfermedades cardiovasculares, accidentes cerebrovasculares e infartos de miocardio. Entre el 50 y 70 % de las personas que padecen apnea del sueño presentan hipertensión. Si su tensión arterial es resistente al tratamiento, sería conveniente que acudiese al médico para averiguar si tiene apnea del sueño.

     

    2. Accidentes cerebrovasculares

    El accidente cerebrovascular es un riesgo muy patente que acompaña a la apnea del sueño. De hecho, la correlación entre ambos cuadros podría ser tan estrecha como la que existe entre el propio accidente cerebrovascular y el tabaquismo. Esto se debe probablemente a que los vasos sanguíneos del cerebro se dilatan cuando descienden los niveles de oxígeno.

     

    3. Aceleración de la frecuencia cardíaca

    La apnea del sueño afecta cuantitativamente al sistema cardiovascular al aumentar la frecuencia cardíaca (el número de latidos por minuto) y la tensión arterial. Cuando se deja de respirar por la noche, la frecuencia cardíaca disminuye de forma temporal y después se acelera rápidamente al despertar.

    En realidad, la apnea del sueño no solo puede acelerar la frecuencia cardíaca, sino que también podría favorecer la fibrilación auricular (cuando el corazón late de forma anómala).

     

    4. Dejar de respirar por la noche

    Cuando se tiene apnea del sueño, uno de los síntomas habituales es experimentar cada noche varios episodios en los que se deja de respirar. Esto resulta peligroso de por sí, porque puede provocar la aparición de niveles bajos de oxígeno en sangre y niveles más elevados de dióxido de carbono en el torrente sanguíneo.

     

    5. Infarto

    Como la apnea del sueño eleva la tensión arterial y acelera la frecuencia cardíaca, las probabilidades de sufrir un infarto de miocardio se elevan. Esto es lo que le ocurrió a Carrie Fisher. Falleció a los 60 años, cuatro días después de sufrir un infarto mientras viajaba en avión. Su asistente aseguró que había padecido varios episodios de apnea durante el vuelo, algo normal en ella. Finalmente, el forense concluyó que la causa de la muerte había sido una "apnea del sueño combinada con otros factores: enfermedad cardiovascular aterosclerótica y consumo de estupefacientes."

     

    6. Obesidad

    Aunque la obesidad puede causar apnea, también existe un riesgo más elevado de padecer obesidad si se tiene apnea del sueño. La apnea del sueño incrementa el riesgo de desarrollar obesidad porque la privación del sueño puede alterar las hormonas que condicionan el apetito. Además, la somnolencia puede quitarle las ganas de hacer ejercicio o abrirle las ganas de comer en exceso.

     

    7. Diabetes

    La apnea del sueño puede dificultar el control de la diabetes. Puede provocar una mayor resistencia a la insulina debido a la elevación de los niveles de dióxido de carbono en la sangre. El riesgo de obesidad también incrementa el riesgo de desarrollar diabetes de tipo II. De hecho, en un estudio se ha observado que el 86 % de las personas con diabetes de tipo II también presenta AOS.

     

    8. Muerte súbita

    Por aterrador que pueda sonar, la muerte súbita es un "efecto secundario" real de la apnea del sueño. Las personas con apnea del sueño grave presentan un riesgo general tres veces mayor de morir que las personas que no tienen apnea. Pero resulta especialmente probable que el riesgo de muerte súbita se eleve a causa de un paro cardíaco. Algunos investigadores consideran que esto se debe a que la apnea del sueño puede provocar un ritmo cardíaco anómalo.

     

    9. Somnolencia que causa accidentes

    Un síntoma distintivo de la apnea del sueño es sentirse muy somnoliento durante el día. Esta situación puede derivar en accidentes en el lugar de trabajo y accidentes de tráfico debido a las dificultades para mantener la atención. En un estudio se ha observado que las personas con apnea del sueño tienen 2,5 veces más probabilidades de verse implicadas en un accidente de circulación.

     

    10. El consumo de sustancias lo empeora todo

    El consumo de sustancias empeora todas las situaciones anteriores. Algunos tipos de sustancias pueden incluso causar apnea del sueño. La cocaína, por ejemplo, puede dañar los conductos nasales y hacer que los tejidos se plieguen mientras duerme. Los opiáceos, por su parte, pueden deprimir el aparato respiratorio y alterar las señales que se envían al cerebro, provocando síntomas similares a los de la apnea en algunas personas.

     

    El tratamiento adecuado de la apnea del sueño puede reducir de forma drástica el riesgo de complicaciones para la salud. Es posible que necesite una unidad CPAP por la noche, un dispositivo oral o incluso terapia postural que le obligue a dormir sobre un costado y no boca arriba. Si cree que podría tener apnea del sueño, concierte una cita con su médico de inmediato.

    ¿Cree que podría tener apnea del sueño?

    Cuidamos de tu sueño


    Conoce nuestros equipos para Apnea de Sueño